sábado, 27 de mayo de 2017

Amapola sin photoshop


El abuso del Photoshop hace que en ocasiones encontremos imágenes demasiado irreales, con colores imposibles y contrastes excesivos. En mi caso prefiero presentar fotos un pelín sosas, dependiendo de la luz del momento, puesto que únicamente pasan por el ordenador para ser correctamente encuadradas y añadir mi firma.
En este caso la imágen esta tomada a primeras horas de la mañana, por lo que la luz lateral ligeramente anaranjada le dan una coloración realmente extraña. Debo añadir que llevaba el teleobjetivo que uso para aves por lo que la imagen fue tomada desde varios metros de distancia, por este motivo el fondo queda tan difuminado.